Alaba a Dios en cada circunstancia de la vida. Busca la excelencia, no la perfección. Cuenta tus bendiciones en vez de sumar tus penas. Devuelve todo lo que tomes prestado. Encomienda a tres personas cada…