¿A quién le tienes miedo?

Cuando tomaste tu destino habías orado y comprendido que el Señor te guiaba. Pero ahora, en medio del mar proceloso de la vida, el viento te es contrario. Hoy sales a la calle con una preocupación angustiosa de ánimo. Tal vez temes correr un riesgo o recibir un daño.

¿Podría ser tu matrimonio? ¿Tu trabajo? ¿Tu negocio? ¿Tu ministerio? El viento borrascoso no cesa. Ya temes hundirte con la nave de tu vida. De repente reflexionas y ves que lo que se acerca es algo peor.

Share

El Día de San Valentín

156922.jpgAlgunos creen que es una fiesta cristianizada del paganismo, ya que en la antigua Roma se realizaba en esta época la adoración al dios del amor, cuyo nombre era Eros y a quien luego comenzaron a llamar Cupido.

Este santo, es el patrón de todos los enamorados y de todas aquellas personas que quieren tener a una amiguita o a un amiguito para que les acompañe no solamente para ir al cine, a la discoteca o bien a cenar, sino también para formar una familia.

Se celebra el 14 de febrero y en muchos países se le llama el Día de los enamorados y el Día del Amor y la amistad.

Share

¿Por Quién Eres Dirigido?

A quien estés siguiendo determina las decisiones que estás tomando, el camino que estás transitando y el Destino al cual vas a llegar. Por quien estés dejándote dirigir determina el tipo de persona que Eres, El nivel de crecimiento que tienes, y la proyección de vida a la cual te estás enfocando.

Share

¿Qué estás haciendo?

A veces pensamos que Dios está fallando, que está haciendo las cosas mal, que no está actuando como tendría que actua.

Alguna vez al percatarse de las cosas difíciles que están experimentando le han dicho a Dios: “¿Qué estás haciendo?”.

Share

Venciendo la avaricia

avaricia

Tu vida no está determinada por lo que tienes sino por lo que haces con lo que tienes.

La avaricia es el afán o deseo desordenado y descontrolado por tener riquezas, bienes y posesiones terrenales. En la vida no puedes amar más lo que tienes que Aquel que te lo dio.

“»¡Tengan cuidado! —advirtió a la gente—. Absténganse de toda avaricia; la vida de una persona no depende de la abundancia de sus bienes».” Lucas‬ ‭12:15‬.

Share

¿Te sientes desanimado?

El desánimo hace que tu corazón deje de ser humilde, hace que tu espíritu deje de ser receptible a la presencia de Dios.

El desánimo hace que tu corazón deje de ser humilde, hace que tu espíritu deje de ser receptible a la presencia de Dios.

Desánimo es aquella sensación de abatimiento, apatía, desaliento, falta de ilusión o de ánimo es la que frecuentemente experimentamos cuando por alguna razón no encontramos o no obtenemos lo que queremos.

El desánimo nos lleva muchas veces a ver las cosas sin una importancia real, en lo espiritual nos lleva a ya no practicar aquellas cosas que nos fortalecen. Una persona desanimada es una persona que difícilmente buscará orar, es una persona que difícilmente querrá leer la Biblia, es una persona que difícilmente tendrá el ánimo de ir a congregarse y menos de servir a Dios.

Share